¿Justicia? Federal. Un año para responder un pedido de medida cautelar

En 48 hs. el juez debe expedirse sobre el pedido de medida cautelar” le dijo el abogado al grupo de vecinos que presentó hace más de un año un pedido de medida cautelar para que se detengan una obra de cableado de alta tensión (132.000 voltios) que atraviesa las veredas de varios barrios dentro del casco urbano de Berazategui.

La obra se culminó, la subestación eléctrica que recibe la energía de alta tensión y la transforma DENTRO DEL BARRIO, ya está en funcionamiento y los vecinos afectados por los campos electromagnéticos, letales para la vida humana, recién en este mes de febrero reciben la respuesta, obviamente negativa del juez ZIULU del Juzgado Federal Nº 2 de La Plata sobre el pedido de medida cautelar presentado en marzo del 2012, por el riesgo de vida que corre la población.

Durante el tiempo que se tomo “La justicia” para expedirse la Universidad de La Plata avanzó en realizar estudios epidemiológicos sobre poblaciones afectadas con este mismo tipo de contaminación electromagnética, tal es el caso del barrio donde funciona la Subestación SOBRAL de Ezpeleta, tristemente conocido por la cantidad de vecinos enfermos y muertos que cuentan desde que la usina está en funcionamiento.

La Facultad de Ciencias Exactas de la UNLP dictaminó el año pasado que efectivamente se encuentran mayor cantidad de personas enfermas y fallecidas cuanto más cerca se está de la subestación y su cableado, también de 132.000 voltios, así ese estudio dice “HAY DIFERENCIAS ESTADISTICAMENTE SIGNIFICATIVAS EN LAS MANIFESTACIONES  DE LA SALUD  SEGÚN LA DISTANCIA DE LA PLANTA EMISORA. La prevalencia de Manifestaciones de salud detectadas en personas que viven a una distancia de 50 y 100 metros de la planta emisora son diferentes a la prevalencia detectadas en personas que viven a una distancia de 200, 300 y más de 300 metros de la planta emisora”.

Esto que sostienen los profesionales de la UNLP coincide con decenas de estudios nacionales e internacionales que demuestran los efectos de los campos electromagnéticos recibidos por los humanos en cantidades superiores a 0,3 ut (microteslas) y en tiempos prolongados. La OMS  (Organización Mundial de la Salud) reconoce que por encima de 0,3 ut se duplica el riesgo de contraer leucemia infantil, mientras que el propio ENRE (Ente Nacional Regulador de la Energía) reconoce que estas plantas emisoras y sus cableados emiten alrededor de 5,5 ut y amenazan a la población sosteniendo que la legislación los ampara a emitir hasta 25ut.Los vecinos han solicitado a la justicia que declare inconstitucional una resolución que ampara valores de emisión que generan LEUCEMIA INFANTIL y CANCER DE DISTINTOS TIPOS, además de enfermedades cardiorrespiratorias y de tiroides entre otras.

Protesta vecinal que el Juez no escuchó

NO ES UNA SUPOSICION, es una certeza Sr. JUEZ, lea los estudios ofrecidos por las universidades nacionales e internacionales, visite SOBRAL y hable con la gente, ellos le dirán la verdad y solo la verdad, ellos lloraran contando sus padecimientos y le hablaran de los hermanos de 4 y 7 años que murieron de leucemia frente a la subestación, y de ese adolescente de 13 que vivía 10 metros más allá y murió de cáncer de huesos, y de la siguiente sobre la calle Padre Bruzzone donde viven 8 vecinos (en 100 metros) enfermos de cáncer, más los que ya murieron, y de la chica de 15 años, que sobrevivió hasta el año pasado, justo cuando Luis ARMELA – el primer juez en recibir esta nueva causa- se declaraba incompetente, ella moría.

EL JUEZ ZIULU siguió el camino de su colega LUIS ARMELA (sospechado de enriquecimiento ilícito) del juzgado FEDERAL DE QUILMES, quien recibió la causa en primer término y se declaró incompetente dando traslado a ZIULU.

AMBOS lograron otra vez que la justicia sea INJUSTA y esto se pague con la vida de nuestros hijos.

¿Será justicia?

Río de la Plata, 26 de febrero de 2013

También te podría gustar...