La gente en Quilmes sabe que hacer con los Residuos Sólidos Urbanos

Ya es un hecho probado que los municipios de la región han decidido, apurados por la situación más que por una decisión política-ambiental impostergable, poner en marcha la maquinaria para actuar sobre la situación que generan los residuos sólidos domiciliarios, pero como era de esperar la preocupación central está en el negocio y no en los riesgos sanitarios que la mal llamada basura generan. 

Cada municipio, está aplicando un plan propio pero todos con el mismo perfil recuperar lo reciclable para venderlo y llevar el resto (lo que contamina) a la CEAMSE. Todos coinciden en informar poco o nada (como en Berazategui) y por ello ninguno ha convocado a las obligatorias Audiencias Públicas, para consensuar con los vecinos los planes de obra y la ubicación de la misma. 

En Quilmes, el jueves 3 de octubre, en el Aula Magna de la UNQ, un núcleo de organizaciones sociales presentamos un proyecto de tratamiento integral de los RSU en el Distrito. 

En el encuentro estuvo presente el Ing. Domingo Suppa, autor del proyecto. Acompañado en la mesa por dirigentes del Foro en Defensa del Río de la Plata, la Salud y el Medio Ambiente, de la Asamblea No a la entrega de la Costa, del Frente Popular Dario Santillán y de la Coordinadora de Organizaciones de Base 

El concepto de las 4 R (Reducción, Recuperación, Reutilización y Reciclado), que lleva a la valorización de los RSU, la municipalización de la recolección de los residuos y el dictado de una ley de envases, son los ejes esenciales de la propuesta, con la que ya empezamos a recorrer escuelas, barrios y organizaciones sociales para que sea conocida, enriquecida e impulsada por todos los vecinos de Quilmes. 

El proyecto provocará la eliminación paulatina de los basurales y con ello la    disminución de la Contaminación, la preservación de los Recursos Naturales, la   generación de fuentes de trabajo, por ocupación  legal de mano de obra en selección de residuos (integración), la generación de recursos económicos por la venta de las materias primas recuperadas, el reaprovechamiento de las zonas de basurales (una vez recuperado los suelos) y el aumento de la vida útil de los rellenos hasta terminar  paulatina, pero inexorablemente, con estos.  

El diagrama presentado en esta oportunidad parte de la separación en origen y de recolección diferenciada, utilizando tanto el sistema tradicional de los camiones que pasan puerta por puerta o los puestos de entrega voluntaria, tanto fijos como a través de contenedores, diferenciados por color, para: 

– Material inorgánico (vidrio, papel, metales, plásticos)                                               

– Material orgánico solamente (resto de comidas)

– Material patogénicos y pañales, toallas femeninas, algodones

– Contendores para residuos peligroso. Pilas, barnices,  otros 

El proyecto exige del transporte especial para recolectar aceites de vehículos. 

Los residuos inorgánicos irían a las  plantas de separación y los orgánicos a las plantas de procesamiento o plantas  de orgánicos, para la producción de  compost. 

En el proyecto presentado en Quilmes se dejó de manifiesto que a nivel regional se podría realizar una planta de metanización: recuperando los gases y quedando el compuesto orgánico para utilizarlo en la producción agropecuaria.  Podría ser entre Quilmes, Florencio Varela y Berazategui.   

Con este proceso quedaría un 10% de desperdicio, que en la actualidad no hay tecnología para su procesamiento e irían a los rellenos sanitarios.  Resumiendo obtendríamos una recuperación del 90% de los RSUD (residuos sólidos urbanos domiciliarios) 

Conclusiones 

1.- De acuerdo a lo que acontece en los países, aún con características demográficas y geográficas diferentes (Unión Europea, Canadá y Estados Unidos) lo real es que se avanza a pasos acelerados en las nuevas tecnologías de tratamiento y valorización de los residuos, independientemente de considerar de forma exclusiva, la rentabilidad de los mismos. 

La recolección diferenciada es el pilar fundamental  para alcanzar estos objetivos. 

2.- Es importante señalar que en la implementación de los nuevos proyectos de gestión subyace una decisión político cultural cuya restricción fundamental pareciera provenir en esos países de los límites tecnológicos en un momento determinado. 

3.- En nuestro país, además de las vigencias de las restricciones se le sumaría el escaso interés del empresariado actuante, en querer avanzar en una gestión moderna. 

Este proyecto puede ser llevado adelante solamente si toda la población se compromete y es parte de una nueva  lógica de cambio, de un nuevo paradigma. De  tomar conciencia que este sistema del consumo desmedido, basado en una  producción lineal y extractivista utilizando a  los recursos naturales como si fueran inagotables y generando desperdicios sin control; hace que hoy nos encontremos en esta situación, planteando una nueva solución al problema de los RSU. 

Vecinos, organizaciones sociales, ambientales y culturales, pasamos de un estadio de protesta a uno de propuesta. Propuesta realizable basados en datos técnicos, científicos  y económicos donde la solución planteada es mucho más económica que el seguir con los sistemas de entierro y transporte de basura de una punta  a la otra de la región del Área Metropolitana.  

Muchas veces se dijo que el CEAMSE fue creado por el Decreto 9111/77 en el Proceso de la Dictadura Militar. Pero… ¿Cuantos años de gobiernos democráticos han pasado? Y seguimos con el mismo sistema de entierro, con escasas propuestas de modificación y con campañas donde indican separar a los residuos en reciclables los inorgánicos y no reciclables a los orgánicos indicando que no se puede hacer más que enterrarlos en los rellenos. 

Estamos convencidos que el cambio es posible, Si nos remitimos a las pruebas podemos observar que las leyes relacionadas a la gestión integral de los residuos sólidos urbanos GIRSU todas nacen en la primera década de este nuevo siglo. A partir de las luchas realizadas se observan los logros alcanzados por los vecinos, (la lucha por el cierre del relleno sanitario Villa dominico Quilmes, generó un aprendizaje y toma de conciencia de que es un relleno, que es lo que produce y que deja). 

Del compromiso y participación  de cada uno de nosotros, depende el control de todos nuestros bienes y recursos.  Decidamos que es lo que más nos conviene y no dejemos que otros tomen decisiones por nosotros llevándonos a un callejón sin salida. En esta oportunidad sabemos cual es el camino que debemos elegir.

También te podría gustar...